El GP de Bahrain, la importancia de una buena estrategia

 

Lo que al principio parecía una rotunda victoria para Mercedes, terminó siendo un festín de Safety Cars y de salidas para la cuarta parte de los autos en competencia.

El acomodo de la parrilla de salida pintaba para una buena carrera, el finlandés Valtteri Bottas ganando su primer pole y Hamilton saliendo tras él en segundo lugar.

La largada inicial pasó sin ningún percance, lo más destacado fue un Vettel salvaje tomando la segunda posición. De la misma manera y prácticamente con la misma jugada, Max Verstappen tomó el 4º lugar, detrás de Hamilton.

De nuevo tuvimos una escena bastante exquisita con los primeros cinco lugares en las vueltas iniciales. En la misma toma teníamos a Bottas liderando, después la Ferrari de Vettel, seguido estaba Hamilton, queriéndolo rebasar se encontraba Verstappen y por último, pero no menos importante, Daniel Ricciardo defendiendo posición.

La carrera continuó su curso normal, aunque hubo varios safety car involucrados. El primero fue por el Haas descompuesto de Kevin Magnussen, aprovechando este SC, Sebastian Vettel fue el primero en entrar a pits para cambiar neumáticos y así tratar con el undercut. Seguido de él, entró Verstappen tratando de igualar estrategia pero todo se fue abajo cuando sus frenos fallaron a pocas curvas de su salida y tuvo un choque contra el muro. Su salida de carrera le dió oportunidad a Ricciardo de ocupar un mejor puesto en carrera pero una jugada sucia de Hamilton le impidió eso.

La historia oficial es que Hamilton detuvo un poco el pits a Daniel Ricciardo para hacer un hueco y que fuera más difícil para el Red Bull rebasar al Mercedes número 44.

Pasado este incidente, se volvió a los Safety Car cuando Lance Stroll y Carlos Sainz chocaron, este último saliendo de pits. ¿Fue culpa del Williams por no mirar sus retrovisores? ¿Culpa del equipo por no avisar a su piloto? o ¿Acaso fue Sainz por querer ganarle el lugar?

De lo más destacado en la segunda mitad de la carrera fue la batalla entre el Toro Rosso de Daniil Kvyat, el Renault de Jolyon Palmer y el catastrófico McLaren de Fernando Alonso.

Quién diría que un bicampeón estaría peleando por el lugar 13º de la parrilla. Como bien dijo Alonso por su radio “Todo lo que gano en las curvas, lo pierdo en las rectas. Nunca había competido con un auto con menos potencia EN MI VIDA”.

Creo que eso nos da una respuesta clara del porqué Fernando Alonso prefiere competir en IndyCar aunque se pierda una carrera de F1.

Para salir de los lugares comunes, y obviamente sin dejar de lado la gran participación de nuestro orgullo nacional, Checo Pérez una vez más hizo una actuación imprescindible. Saliendo del 17º lugar en parrilla y rebasando 10 autos para el final de la carrera. Esto significa un gran triunfo para él ya que suma otros 6 puntos en el campeonato.

No cabe duda que este piloto es cada vez mejor aunque su monoplaza no le haga justicia. Es ahí donde se nota quién es un verdadero piloto.

Sin duda, el podio de este GP es la prueba de que la lucha titánica por los primeros lugares que se marca cada vez más entre Lewis Hamilton y Sebastian Vettel. Este último ganando ya 2 grandes premios incluido Bahrein.

¿Veremos el mismo duelo en Rusia?

Hagan sus predicciones y esperen noticias.

Por Carolina Arochi.

Mercedes-AMG Petronas Motorsport, Launch, Silverstone, Lewis Hamilton ; Mercedes-AMG Petronas Motorsport, Launch, Silverstone, Lewis Hamilton;

Mercedes-AMG Petronas Motorsport, Launch, Silverstone, Lewis Hamilton ; Mercedes-AMG Petronas Motorsport, Launch, Silverstone, Lewis Hamilton;